La educación del siglo XXI, la que prepara a los alumnos para lo que exige la sociedad actual y del futuro, la que tiene en cuenta el desarrollo de soft skills, requiere de una fuerte base pedagógica que se apoye en metodologías activas y de un importante cambio en los roles de alumno y profesor. En este contexto, el aprendizaje basado en proyectos, el aprendizaje cooperativo, las rutinas y destrezas de pensamiento, la gamificación, etc. adquieren un importante protagonismo en un modelo educativo exitoso. Teniendo presente que el alumno, en su nuevo rol, debe adquirir el protagonismo de su propio aprendizaje, mientras sus profesores le acompañan ejerciendo de coaches, este nuevo modelo pedagógico debe estar complementado por otras herramientas que optimicen la eficacia de las herramientas metodológicas. Las TIC y los espacios físicos son dos patas fundamentales en las que se apoyan este nuevo modelo. 

El colegio Escolapios de Soria ha alcanzado el éxito, minimizando el fracaso escolar hasta hacerlo prácticamente desaparecer, y demostrando un alto desarrollo de competencias en su alumnado, tal y como lo demuestran sus resultados, año tras año, en la prueba PISA for School. Para ello ha construido un sólido modelo pedagógico que se ha apoyado en el uso de tecnología y en una importante reforma de sus espacios. A través de esta ponencia, los asistentes tendrán ocasión de conocer su importante proceso de transformación.